24 agosto, 2017

El troll de los martes y el tal Aurelio de las estrellas

Como ya es jueves, les saluda el troll de los martes (se escuchan los aplausos grabados).

No tuve nada mejor qué hacer y me fui a perseguir al tal Aurelio Nuño a ver si de casualidad regaba el tepache. Y lo regó, por supuesto, aunque yo no sabía que lo haría. No soy vidente, no sé leer el futuro, aunque una pitonisa me dijo que estoy bajo la protección de Júpiter y, como todos saben, quienes nacimos bajo su resguardo somos buenísimos para leer la borra del café y el fondo de los tazones de birria…

La verdad es muy fácil saber si uno los funcionarios de alto nivel va a regar la tinta. Lo hacen a diario. Me fui hasta San Luis Potosí porque el presidentillo mexicanito, don Peñita (se escuchan los chiflidos propios de un recordatorio materno y tardan mucho en apagarse), iba a un evento en una primaria. Le dijeron que hablarían del sol y cómo se le pondría encima la luna. En cuanto escuchó eso se trepó al avión de volada creyendo que la charla sería sobre un nuevo romance de Luis Miguel y ya no escuchó que el tema era el eclipse. Hacia el mediodía estaba muy enojado porque Luismi ni apareció en la plática, pero sobre todo andaba molesto porque no le hacían caso, y el tal Aurelio no paraba de hablar. Se sintió eclipsado.

De pronto todos se rieron, justo cuando el presidentito mexicano estaba refunfuñando. Peñita pidió la repetición instantánea, pero como esa escuela era de pobres, ni electricidad tenía y mucho menos una televisión. Le pidió a uno de sus guaruras militares que le contara lo qué había sucedido. Éste le susurró que el tal Aurelio, quien no paraba de hablar, le había dicho “astróloga” a una tal Julieta Fierro. Y Peñita se rio. Como un loquillo. Y le dijo a su guarura militar: “si esa ni bola de cristal tiene”. Y otra vez las carcajadas.

Resulta que una astróloga no es lo mismo que una astrónoma. La primera lee los horóscopos mientras la astrónoma es una científica; la astronomía estudia cómo está formado el universo y la astrología estudia el color de zapatos que debes usar los viernes de acuerdo con tu signo zodiacal. ¡Tómala, Julieta Fierro! (Se oyen carcajadas grabadas y alguien que dice: ¡chale con este güey!).

El tal Aurelio Nuño luego luego se disculpó. “Es una gran amiga”, dijo, para para evitar las críticas. Y para que la gente olvidara el tema y dejara de cuchichear, ordenó que se sirvieran los tamales. El tal Aurelio sabe bien que los pobres se callan en cuanto empiezan a comer y sólo abren la boca para retacarse de comida. Aunque el tal Aurelio lo diría de otra forma: “abren la boca para “accesar” los alimentos”. Ya ven que anda aferrado, como ladilla en almohada de motel, en que los chamacos aprendan a hablar inglés y todos los que hablamos la lengua gachupina sabemos que esa palabrita jodona, “accesar”, es un anglicismo de los más feos.

Dicen que le pidió a Julieta Fierro, please, diera su charla en inglés, a lo cual ella respondió: “yes I do”, porque es su gran amiga. Pero ella se enojó porque le dijeron astróloga y, como es Acuario del mes de febrero, se prendió como cerillo, y nomás por puro antojo dio su charla en español chilango.

Bueno, basta de trolleo por hoy. Les escribo cuando otro funcionario la cajetée, o como diría Aurelio Nuño: to put the nutella in it.