25 septiembre, 2015

Buscamos a los 43, intentamos cambiar al país

Entrevista con Omar García, “el 44”

Normalistas procederán penalmente contra Murillo Karam

Atenas Lizárraga, @AtenasAte

Germán Bernardo, @unogermango

Omar_3Lo dice sin reservas: “al mismo tiempo que buscamos a nuestros compañeros, intentamos cambiar este país”. Su mirada refleja valentía, seguridad, confianza y coraje. Detrás de aquellos lentes hay un aspirante a profesor rural, un luchador social, un ser humano que dirige y alza la voz contra el Estado mexicano.

Conocido como “el 44”, Omar García Velásquez es uno de los estudiantes que sobrevivieron a aquella noche del 26 de septiembre de 2014, llena de violencia y tragedia.

En entrevista para Consideraciones, el normalista ofrece argumentos para conocer más a fondo el movimiento que surgió a partir de la desaparición de 43 estudiantes de la Escuela Normal Rural Raúl “Isidro Burgos” en Ayotzinapa, Guerrero.

 

Después de las recientes resoluciones de la Procuraduría General de la República (PGR), ¿qué planean hacer en los próximos meses?

Estamos proponiendo una fiscalía que investigue el acontecimiento y el paradero de nuestros compañeros y otra que investigue a los funcionarios implicados, no sólo del pasado 26 septiembre [del 2014] sino también en el encubrimiento de tantas pruebas.

En el armazón de este teatro, de Murillo Karam y de sus funcionarios, nosotros creemos que cuando una persona común empieza a declarar cosas  falsas, está incurriendo en un delito y ellos han encubierto personas y han alterado pruebas, han borrado evidencias, han obligado a gente a firmar, han torturado, con el fin de lavarle las manos al Estado mexicano, alterando toda la investigación.

¿Procederán penalmente contra el ex procurador Jesús Murillo Karam?

Sí, por eso se está proponiendo la fiscalía independiente mexicana e internacional, para juzgar y llevar a la justicia a quienes causaron tanto dolor, no sólo a las familias de los estudiantes sino a México, pues no se puede jugar con algo tan grande y tan evidente.

Vivos_1

¿Fue el Ejército?

Sí, fue el Ejército. Fueron los policías estatales, federales. Hasta protección civil. Había gente de inteligencia militar todo el tiempo. Ya no es un dicho, eso es parte de una prueba que dieron los expertos y que tanto habían ocultado la PGR y Murillo Karam, diciendo que el Ejército no había participado para nada.

Los expertos demostraron, a partir de bitácoras e informes del Ejército, que en el Comando Conjunto C4 estuvieron enterados y coordinados: hubo nueve eventos donde ellos estuvieron. Ahí ya no podemos decir que no, salvo que no se esté informado o que [se] les tenga miedo. Y nosotros no les tenemos miedo.

Con el paso de los meses ha cambiado su discurso. En algunos momentos, incluso, se habló de un levantamiento en armas. ¿Qué tanto ha cambiado el discurso del movimiento?

Hemos dicho muchas cosas en todo este periodo, a veces por rabia, a veces por impotencia, a veces por lo que sea, hasta por falta de análisis. Lo que sí, es que hayamos dicho lo que hayamos dicho, nunca perdimos legitimidad y nos dedicamos a visitar a las organizaciones, a recorrer el país y varios países, intentando articular, aquí en México, las organizaciones y la unidad de los intereses comunes, y a nivel internacional, las redes de apoyo.

Lo que sí sabemos es que queremos que México cambie, queremos contribuir al cambio. ¿De qué forma lo vamos a hacer? Pues por eso dimos apertura a la Asamblea Nacional Popular, para que ahí se designara entre todos qué teníamos que hacer. Por eso visitamos a los zapatistas, a todas las organizaciones de tipo vertical y horizontal. A todas las que hay.

Nosotros no estamos entre “que si son anarquistas no nos juntamos con ellos”: también [los] escuchamos. No nos interesa si son organizaciones pacíficas, también vamos con ellos a ver qué quieren ellos. Es un movimiento incluyente, con el fin de cambiar el país.

¿Y por qué vías? Si es la vía armada pues hay que discutirlo y hay que acordarlo que sea de esa manera, pero no podemos determinarlo nosotros; y por las vías legales, como si fuera una acumulación de fuerza, una articulación del movimiento.

Tienen la simpatía de mucha gente, ¿qué hay más allá –en sentido político– para este movimiento?

Yo lo he dicho siempre: nosotros debemos de tener mucho análisis político, social y económico de la situación del país. Conocemos la realidad, pero una cosa es lo que digamos nosotros como estudiantes. Los padres no son un proyecto político [y] difícilmente lo van a ser, apenas logramos que haya apertura de otros movimientos, apenas logramos que sepan que no son 43, ¡son miles!

Eso lo hemos logrado poco a poco, además el proyecto no surgió como un movimiento, esto que estamos haciendo lo hacemos porque entendemos que al mismo tiempo que intentamos encontrar a nuestros compañeros intentamos cambiar al país, pero eso hay que decidirlo entre todos.

La falsa verdad histórica

Hace apenas unos días, la PGR anunció que la Universidad de Inssbruck, en Austria, confirmó que restos encontrados en el basurero de Cocula pertenecen a Joshivani Guerrero de la Cruz, uno de los 43 normalistas desaparecidos. Joshivani sería el segundo estudiante identificado, después de que hace meses se anunciara que parte de los restos correspondían a Alexander Mora Venancio, otro de los jóvenes desaparecidos la noche del 26 de septiembre del 2014.

El anuncio intenta sostener la versión oficial de los hechos, la cual indica que los cuerpos de los 43 normalistas fueron incinerados en un basurero en Cocula, Guerrero, a pesar de que el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (GIEI) ha manifestado, en un informe posterior a su investigación del caso, que la investigación oficial omitió y desapareció evidencias relevantes. Además, en el informe negaron que fuera posible la incineración de 43 cadáveres en dicho basurero.

Omar García lamentó que esta versión haya sido anunciada por la procuradora Arely Gómez González sin dar previo aviso a los padres de familia, pues esto representa una doble victimización para quienes buscan a sus hijos.

Omar_2“Además, lo hacen a escasos días de que se cumpla un año; todo es mediático. Todo es político, porque pretenden restarle fuerza al movimiento [para] que la gente no salga a marchar”, aseguró.

¿Por qué crees que la PGR se ve en la necesidad de dar estas declaraciones a casi un año de la desaparición de los estudiantes?

Ellos no pueden quedarse callados con el “madrazote” que se les dio el 6 de septiembre (el informe del GIEI). Y vean a quién va dirigido el mensaje, no va dirigido a quienes creen en los padres de familia; va dirigido al público que todavía les cree y que están embobados con la televisión; pretenden eliminar el apoyo que va a haber este 26; pretenden seguir con la línea de investigación que ellos ya traían desde hace meses.

Nos están dando un claro mensaje de que ellos no van a salir de su “verdad oficial” del basurero, le van a empezar a poner ladrillo tras ladrillo para volver a reconstruir esa versión. No por otra cosa la misma Arely Gómez anunció un nuevo peritaje sobre el basurero, ellos no van a soltar su razón porque están de espaldas a la pared.

¿Qué les dijeron los peritos argentinos que apoyaron en la investigación los primeros meses?

Dieron un comunicado y mencionaron que no hay las posibilidades [contundentes] de que sea Joshivani. No les consta que esos restos hayan sido extraídos del basurero de Cocula, mucho menos del Río San Juan, porque cuando ellos llegaron ya estaban las bolsas afuera.

Nosotros tenemos comunicación directa con los argentinos; ellos tuvieron comunicación directa con los padres de Joshivani, con los abogados y hablaron con los estudiantes. Les demostraron y les dieron la información de que no es muy probable que sea Joshivani. Todos tenemos en realidad un ADN similar y para un puntaje de 70, cualquiera podemos ser, pero mientras no sea más de 100 puntos es muy improbable, por lo tanto los argentinos nos han dicho que tienen que hacerse otros estudios y tienen que arrojarse otros datos. Las recomendaciones que nos han hecho es saber dónde y cuándo fueron calcinados nuestros compañeros, saber dónde, quién y cómo, porque lo del basurero queda descartado.

¿Consideras que vayan a desechar las investigaciones recientes y futuras para quedarse con su “verdad histórica”?

Nosotros vemos con preocupación todo lo que ellos dicen. El Secretario de Gobernación y todos los demás dicen que van a permitir dos meses más al grupo de expertos, sin embargo, nosotros estamos exigiendo que se queden de manera indefinida.

Tratan de prolongar el problema y desprestigiar a los expertos. Ya analizaron, varios líderes de opinión, que tratan de desprestigiar y de responder, con el fin de no tomar en cuenta sus recomendaciones.

Detuvieron a Gildardo López Astudillo como presunto responsable de la cremación de los estudiantes, ¿consideras que es una medida para atenuar el movimiento?

Nuestra preocupación es esa: toda la investigación, los detenidos, los implicados, los interrogatorios se hicieron de manera unilateral y la PGR tomó lo mejorcito para acomodarlo a la versión oficial que se hizo el 27 de enero. Ahí están los peritajes y los expedientes. Los expertos encontraron que muchos de los interrogatorios estuvieron bajo tortura; también demostraron que muchas de esas declaraciones no fueron tomadas en cuenta para la “versión histórica”.

Por tanto, ¿qué podemos esperar, ahora que detuvieron supuestamente al “Cabo Gil”? ¿Quién lo va a interrogar? ¿La PGR para que vuelva a alterar y vuelva a generar una declaración a su antojo? Pues no. Tendría que ser un conjunto de expertos y en presencia de ellos, porque de otra manera al mentiroso nadie le cree por más que diga la verdad.

 

Déjanos tu opinión

1 Comment on this Post

  1. Conque, para tener nuestro color deseado tenemos
    que saber el mentado código.

    Responder

Leave a Comment